Se muestran los artículos pertenecientes a Junio de 2016.

Desayuno

Publicado: 02/06/2016 09:05 por javiermontalvo en El rincón del sillón
20160602091101-41021108-m-copia-60.jpg

 

El ruido del tráfico y el paso de la gente envuelve aquel lugar, en frente un pequeño negocio de venta de pan precocido congelado y una taberna modernista de comida de diseño y desayunos.

Germán sale de la panadería con una barra en su bolsa de tela azul y blanca, y pide un café con leche en la taberna. Mientras sopla sobre el vaso, mira por encima de las gafas a través de la ventana, cómo abre la verja del local su esposa.

Es un hombre de mediana edad, con éxito en su negocio, podríamos decir aunque acomodado, luchador en su faena.

Un joven entra en el local, y se pregunta quién sería; nos esperábamos a nadie, – se dice, y no le da demasiada importancia mientras lee los titulares de la prensa del día. Tras este entretenimiento cotidiano y dar el último sorbo al café, cruza despistado la calle sin hacer caso al taxi que arranca despacio hacia él con dos pasajeros que acaban de subirse y entra en su despacho.

No hay nada ni nadie, diáfano y limpio, nada sobre su mesa de trabajo, ni su ordenador, los cajones vacíos y nada en las estanterías, solo quedan arrinconadas sus dos butacas para las visitas.

Tampoco su mujer ni el joven misterioso.

Microrrelato publicado en LasdosCastillas.net (30/05/2016)


¡yo estuve allí, Madrid junio 2016!

Publicado: 03/06/2016 14:26 por javiermontalvo en Música
20160603142601-img-2817.jpg

 

Cuando empecé a escuchar música en mi casa a muy temprana edad, la verdad gracias a la afición de mis hermanos mayores, los Beatles muy recientemente se habían separado, pero fue uno de los grupos que entraban habitualmente en la cartelera de casa con aquel tocadiscos de color marfil y gris con botones de baquelita, por lo que centraron mis primeros gustos musicales, a la fuerza.

Diez años después, cuando contara con quince o dieciséis, mi primer disco comprado con mis ahorros, podría haber sido de cualquiera de los grupos de la movida madrileña que empezaban a sonar en las emisoras de radio y escuchábamos los amigos de la pandilla en las fiestas de los viernes y sábados como hacían todos ellos, pero no; un LP de los Beatles, Help, para ser más exactos, fue el elegido en inaugurar mi estantería de vinilos.  De ese gesto en adelante, ya podía entrar la movida o quien fuera, el pop inglés, los Who, los Kinks, los Beatles, los cantautores cubanos o españoles, Bob Dylan, CRAG o CSNY, pero solo un grupo tenía el privilegio de iniciar la colección que desde entonces ha evolucionado bastante.

Cuando entré en el Circuito del Jarama con mi moto y di unas cuantas vueltas hace un par de años, pensaba que podía haberlo hecho en otro más moderno, pero no, este era mi circuito desde pequeño, donde había visto carreras en directo con aquel olor y sonido, aquella solera, y no podía ser otro, ¡yo he corrido en el Jarama! Escuchar ayer a Paul McCartney en directo es una página más que tenía que escribir en algún momento, me da igual si cuenta más de setenta años o lustros, mientras sea el auténtico, aquel que salía por el viejo tocadiscos, aquel que después he llegado a seguir comprando toda la discografía de los Beatles y alguno más posterior. ¡yo estuve allí, Madrid junio 2016!

Para crónicas del concierto, aparte de comentar que disfruté como un enano gracias a un gran amigo de la infancia, a quien debo más de lo que cree, recomiendo las crónicas profesionales en la prensa de hoy.

9 de junio

Publicado: 09/06/2016 17:36 por javiermontalvo en Crónicas de un Pueblo
20160609173949-dpp-0001-70.jpg

 

Mi primer recuerdo que tengo de ti es tu propia cara, en la pila del paritorio mientras la matrona te volteaba con soltura para limpiarte y vestirte sin descoyuntarte, como si lo hiciera todos los días, unos minutos llevabas en este mundo y tu madre desde la camilla me preguntó, qué tal, y yo impresionado exclamé para contestarla ¡igual que Álvaro! Es verdad, tenías un parecido sorprendente.

Ha perdurado el parecido, pero como no podía ser de otra forma modelando las diferencias a tu modo para crear tu propia identidad, ser tú mismo y de qué manera; me alegro de haber sido testigo en primera fila, más aún, bien cerquita en el banco del apuntador y de haber participado en ella compartiendo todos los buenos y malos momentos que nos haya tocado vivir hasta ahora. Algo que llevarás ya siempre (igual que yo).

Cuarenta de mayo, doce años han pasado, el tiempo avanza y en unos pocos días dejas el colegio, una etapa más cumplida, para iniciarte ilusionado en el instituto, donde espero sigan parte de tus éxitos, seguro estoy de esto; la otra parte, como tú bien sabes está en la vida y seguirás aprendiendo de ella, equivocándote y acertando.

¡Número doce, vamos a por ello! Tú puedes y yo quiero seguir estando en primera fila. ¡¡¡¡Enhorabuena y muchas felicidades!!!!